Rítmia, una marca en total armonía

Llevaba bastante tiempo queriendo hablar de la original identidad de Rítmia creada por Atipus y por fin he encontrado la ocasión.

Celia Castillo es una musicoterapeuta y educadora social que ejerce una desconocida pero enriquecedora profesión (algo con lo que nuestra queridísima Tocu seguro que se siente identificada).

Celia utiliza en sus sesiones distintos ejercicios rítmicos que le ayudan a provocar diferentes estados de ánimo en sus pacientes. De ahí fue donde nació la idea principal de la marca Rítmia.

Como los propios diseñadores de Atipus comentan, el gran objetivo fue no caer en los tópicos musicales habituales: “Queríamos diseñar una identidad que se identificara por su lenguaje más que por la propia marca”. Algo que sin duda han conseguido gracias a ese equilibrio de líneas geométricas combinadas con rigurosa aletoriedad y con una paleta cromática que parece desprender una dulce melodía. Por otro lado, la excelente combinación tipográfica queda en un segundo plano y refuerza la identidad visual.

El concepto principal gira entorno a los ejercicio que Celia realiza en sus sesiones y que provocan esos cambios en los estados de ánimo de los pacientes. Atipus entendió a la perfección cuál era la verdadera esencia de la marca y lo ha transmitido de una forma tan inteligente como elegante y diferenciadora.

Mi mayor enhorabuena para Atipus por este excelente trabajo y mi enorme agradecimiento a Celia Castillo por haber permitido que este proyecto se haga realidad. Con clientes así esta profesión se convierte en una enorme satisfacción.

 

 

0 comentarios
Añadir comentario